Jose-Antonio-Sanchez-presidir-RTVE_EDIIMA20141014_0131_22La actual presidencia de RTVE se ha volcado en el control partidista de los informativos y de los contenidos del grupo. Con ese objetivo el PP modificó la ley que creó la Corporación RTVE y dio paso al periodo más estimulante de las últimas décadas de la radiotelevisión estatal. Pero, al mismo tiempo, ese fue el disfraz bajo el que se pusieron en marcha iniciativas no menos perniciosas.

En los cuatro últimos años TVE ha dado pábulo y dinero a personajes y empresas afines al PP. Al margen de los informativos, personajes como José Luis Moreno, Sánchez Dragó, 1394571938_589282_1394572044_noticia_normalErnesto Sáenz de Buruaga, Bertín Osborne o Carlos Dávila (en breve)…O productoras afines como las de José Manuel Lorenzo, Enrique Cerezo, José Luis Frade…

A pesar de los escandalosos fracasos que todas ellas le han deparado, el presidente de la Corporación ha adjudicado en los últimos meses numerosos encargos a los mismos personajes para regenerar aparentemente la parrilla y comprometer así la programación futura más allá de los avatares políticos, hipotecando la pluralidad y el futuro.

¿Algún motivo más? Sí ¿Aportar beneficios a los grupos amigos? Entre los trabajadores de RTVE hay muchos sin dudas al respecto. ¿Para agradecer los servicios prestados (como en el caso de las concesiones de las nuevas licencias de televisión) o para financiar otras actividades? Lo de Moreno, huele; lo de Cerezo, atufa; lo de Frade… Mucho peor que la emisión en el pasado octubre de Raza, la película que escribió Franco.

RTVE-avid_sancugat_10Un detalle. Durante muchos años la marca de La2 se asociaba a los documentales. En ellos participaba directa y generosamente con una parte del presupuesto que, por ley, la Corporación debe destinar a la producción audiovisual. Y a ellos cedían algunos espacios preferentes de la programación, aunque la emisión se decidía muchas veces en función de las disponibilidades económicas[1]. Sin embargo, ahora la realidad es otra: TVE carece de espacio (ventanas, se llama en televisión) para emitir documentales recién producidos. ¿Por qué? El cine ocupa al completo el horario más destacado de La2. Está comprometido con productoras que han vendido y cobrado varias veces sus propios catálogos. Beneficio neto doble, triple, cuádruple.

¿Para quién? Eso preguntan algunos próximos.
¿Se debería investigar? Huele, atufa, hiede…

Que nadie diga en el futuro “quién lo iba a decir” o “se veía venir”. Se puede saber ya.

 

 

[1] TVE imputa el gasto en el momento en que emite el programa que coproduce, no en el que lo encarga, ni siquiera en el que lo paga. Eso hace que un documental completamente abonado pueda permanecer meses (y años) en la nevera.

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.