Entender no basta

Esta vez a Vila-Matas le ha tocado esperar en el estante de los libros pendientes. No ha sido un olvido, aunque tampoco haya un porqué. Al fin, llegó el momento y, cumplida la lectura –y disfrutada– qué importa... Leer más...