Se lían a tortazos por cuenta de la fiesta nacional. A unos, les sube la patria de las tripas; otros, aún no digirieron la comida caducada. Ambos vomitan. La fiesta nacional está hecha para patriotas y antipatriotas. En otros tiempos habría que haber resuelto la disputa en el anfiteatro o en el circo. Pero ahora…

Si las corridas de toros deben ser abolidas y las peleas de gallos, también, eso no significa que haya que acabar con los toros ni con los gallos. Tampoco, pues, con quienes combaten desde hace siglos en el ruedo ibérico.

Hay que encontrar analgésicos y relajantes eficaces.

maxresdefaultmariano-mariano-entrevista-misterioPara empezar quizás baste con ponerlos a la altura de quienes (son patriotas e incluso se dicen Ciudadanos) reclaman una calle, en Badajoz, para Los Chunguitos, Azúcar Moreno, Mariano Mariano y los Hermanos Calatrava.

Esta propuesta no es una burla, sino un laxante: p’a cagarse.

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.